SAN FERMÍN

Misas domingos y festivos: 10:00, 12:00 (misa mayor), 20:00

Lunes a viernes: 11:00, 20:00

Sábados:  11:00, 19:00 (víspera)

SANTOS MÁRTIRES DE UGANDA

Misas domingos y festivos: 11:00

Misas lunes y jueves: 18:30

CONFESIONES (en San Fermín)

Siempre que se solicite
30 min. antes de las misas
Miércoles: 10:30 a 13:30 y 16:00 a 20:30

Emaús hombres y mujeres

Todos necesitamos algo de tiempo libre para desconectar de nuestras actividades diarias, de todo lo que nos agobia y no nos permite evaluar nuestra relación con Dios. Ya tenemos fecha para los próximos retiros de Emaús que organiza la parroquia:

Mujeres: 16-18 Octubre 2020

Hombres: 20-22 noviembre 2020

En la parroquia nos solemos juntar un grupo de personas que una vez realizado el retiro queremos seguir de alguna forma vinculados a todo aquello que pudimos experimentar durante el mismo. Por ello, nos ayudamos como hermanos y preparamos los siguientes retiros para poder ayudar a que otras personas puedan vivir un encuentro parecido que pueda transformar sus vidas.

A finales de 2016 se pusieron en marcha en nuestra parroquia los retiros de Emaús.

Los retiros de Emaús están basados en el pasaje bíblico del evangelio según San Lucas, capítulo 24, versículos 13-35, donde dos discípulos volvían a un pueblo llamado Emaús.

Septiembre 2022
L M X J V S D
29 30 31 1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 1 2

ÚLTIMOS EVENTOS

Sin eventos

EVANGELIO DEL DIA

SANTO DEL DÍA

  • Beato Pablo Vi
    Beato Pablo VI
  • San Cosme y San Damián, Mártires
    Estos dos santos han sido, junto con San Lucas, los patronos de los médicos católicos. En oriente los llaman "los no cobradores", porque ejercían la medicina sin cobrar nada a los pacientes pobres. Lo único que les pedían era que les permitieran hablarles por unos minutos acerca de Jesucristo y de su Evangelio. Lisias, el gobernador de Cilicia, se disgustó mucho porque estos dos hermanos propagaban efectivamente el cristianismo. Trató inútilmente de que dejaran de predicar, y como no lo consiguió, mandó echarlos al mar. Pero una ola gigantesca los sacó sanos y salvos a la orilla. Entonces los mandó quemar vivos, pero las llamas no los tocaron, y en cambio quemaron a los verdugos paganos que los querían atormentar. Entonces el mandatario pagano mandó que les cortaran la cabeza. Finalmente, derramaron su sangre por proclamar el amor al Divino Salvador. Junto a la tumba de los dos hermanos gemelos, empezaron a obrarse milagrosas curaciones. El emperador Justiniano de Constantinopla, padeciendo de una grave enfermedad, se encomendó a estos dos santos mártires y fue curado inexplicablemente.

K2 User

Ir arriba
Template by JoomlaShine